miércoles, 16 de noviembre de 2011

De buen rollo (dulce)


¿Por qué los escaparates de las pastelerías y de las tiendas de dulces, sean del país que sean, son tan pegajosos? ¡Cuántas narices habrán quedado pegadas en éste!  Y ¡qué agradable es un rollo dulce!

7 comentarios:

  1. La mia desde luego se quedó un buen rato ;)
    Rita P

    ResponderEliminar
  2. La mía por atracción fatal y como un imán también se habría pegado. Creo que se me ha intentado pegar a la pantalla del pc...

    ResponderEliminar
  3. No sé, supongo que porque personas como tu arriman las narices. Yo, ademas de chato no lo hago.

    ResponderEliminar
  4. Hay que echarle narices para comentar en esta entrada ;) Gracias a todas las personas que se animaron

    ResponderEliminar
  5. ¿Cómo se denominará el pastelero que hace rollos?

    ResponderEliminar
  6. Son pegajosos, pero no de pega. Huele a gloria hasta aqui....

    ResponderEliminar
  7. Orion yo diría que Enrollado
    Amparo sí, olía de maravilla y la nube de olor te arrastraba por la calle hasta el escaparate.

    ResponderEliminar