martes, 26 de agosto de 2014

Un sueño en camino

Ayer te colaste en mi sueño y esta mañana apareciste en mi camino. Mientras recordaba nuestra noche que sólo fue mía, me rozaste sin reconocerme. Quise llamarte, pero escapaste con largas zancadas.

Quizá si te sueñe volverás mañana.
Hasta la noche, entonces.

No hay comentarios:

Publicar un comentario